keyboard_arrow_up
The various ammount of different KLH Cross-Laminated Timbers

Tableros contralaminados

Los tableros contralaminados (KLH, BSP, CLT, X-LAM, Cross-Lam) están formados por láminas de coníferas superpuestas que se encolan utilizando un adhesivo libre de formaldehído y se someten a una elevada presión de fraguado para dar lugar a elementos de gran formato para la construcción.

Los elementos son componentes de construcción sometidos a carga estática y se emplean como placas para paredes, cubiertas y tejados en construcciones de madera maciza. La estructura en cruz de las láminas longitudinales y transversales reduce a un mínimo insignificante la dilatación y contracción de la madera en el plano de la tabla, al mismo tiempo que incrementa la capacidad de carga y la estabilidad de la forma en dicho plano.

De conformidad con el documento de idoneidad técnica europeo, las tablas de madera maciza KLH se fabrican con madera sometida a secado técnico con una humedad del 12 % (+/- 2 %). De esta manera se excluyen infestaciones destructivas por plagas, hongos o insectos. Las tablas de madera maciza KLH cumplen con los requisitos de material de construcción certificado por la CE. Las láminas en bruto empleadas provienen de silvicultura sostenible y cuentan con la certificación PEFC o FSC.
Los elementos se fabrican en modernas instalaciones de manera exclusiva para cada proyecto. El grosor de los elementos y el número de capas se establecen prioritariamente según los requisitos estáticos y técnicos para la protección contra incendios. Las piezas se cortan utilizando la maquinaria CNC más moderna en base a planos de producción aprobados. Los elementos se entregan justo a tiempo en la propia obra, ya sea en camiones o contenedores. El montaje in situ lo realiza personal especializado de una empresa de construcción en madera o empresa constructora, utilizando una grúa.